stories

No te vayas nunca

Ella era distinta, incluso cuando estaba apagada. La recuerdo casi a diario y lo peor de todo, es que la comparo. Sí, inevitablemente lo hago. Comparo sus ojos interminables, su sonrisa incondicional, la manera de comportarse, el leve movimiento de su cabello al caminar, pero más aún aquellos silencios llenos de vida. Reconozco que cuando me miraba fijamente se terminaban los días. Amanecía y anochecía sin darme cuenta. Después de ella sentí que no quedaba mucho más, qué las princesas existían y qué los cuentos tenían un final feliz “Ella”. Entonces es cuando sientes que existe el infinito y qué la palabra compartir tiene un nombre propio, pero sobre todo, te das cuenta de que la vida se puede poner mucho más bonita. Y qué aquella canción de Alejandro Sanz se llamaba de una manera “y si fuera ella”, y qué de repente ya no tienes miedo, y qué quieres vivir hasta el final sin perderte ni un sólo segundo. 
No te vayas nunca y si lo haces, que no sea por mucho tiempo. Tan sólo unos pocos segundos. 

Manuel Montalvo
Instagram: @manuelmontalvoruiz 

Anuncios
Estándar